El impacto del vertido del agua radioactiva de Fukushima "será mínimo"

El impacto del vertido del agua radioactiva de Fukushima «será mínimo»

TEPCO ha emitido una serie de informes en los que detalla el procedimiento de vertido del agua radioactiva de Fukushima al mar y, sobre todo, la seguridad del proceso y el impacto mínimo sobre las actividades humanas y medio ambiente


Tras varios años de negociaciones, Japón llegó en abril a una conclusión: la solución más viable y segura para deshacerse de los más de 1.200.000 centímetros cúbicos de agua radiada por la central de Fukushima Daiichi era verterlos al mar. Desde entonces, tanto la compañía responsable de la central, TEPCO, como organizaciones internacionales se han afanado en demostrar que esta solución, más que eficiente, es segura, dado el revuelo que levantó en la región.

De hecho, según expertos y medios del país, un 70% de las comunidades de la prefectura de Fukushima han expresado su oposición al vertido, al igual que compañías pesqueras y asociaciones de pescadores en el área y de otras prefecturas.

En todo caso, una de esas pruebas llega ahora de la mano de TEPCO con una serie de informes que aseguran que el impacto del vertido será mínimo, además de insistir en que se llevará a cabo con los estándares de seguridad internacionales.

“Desde abril, TEPCO ha estado revisando los detalles del diseño y operación de las instalaciones para garantizar la seguridad de Implementar minuciosamente medidas para minimizar los impactos adversos en la reputación”, asegura en un comunicado.

En los documentos explaya que el agua tratada por el sistema avanzado de procesamiento de líquidos (ALPS) es seguirá y que los impactos serán mínimos ya que “las dosis calculadas de tritio -el único radioactivo que no han podido eliminar- fueron significativamente menores que los límites de dosis, los objetivos de dosis y los valores especificados por las organizaciones internacionales para cada especie”.

Los tanques de almacenamiento K-4 se ven en la planta de energía nuclear Fukushima Daiichi | Foto: EFE

«La cantidad de tritio vertido al mar estará por debajo de los niveles objetivo de la central de Fukushima Daiichi de antes del accidente», ejemplificó el portavoz de TEPCO en una rueda de prensa.

De acuerdo con los estudios de TEPCO, el agua diluida a través del sistema ALPS será vertida en el fondo del mar a aproximadamente a un kilómetro de la costa donde está ubicada la central de Fukushima y las mayores concentraciones de tritio «estarán limitadas a un área de dos a tres kilómetros”.

Las mayores concentraciones de tritio se darán, de acuerdo con esta simulación de la dispersión en el mar, directamente a la salida del túnel del vertido, «aunque los niveles de concentración están por debajo de los estándares nacionales y de la Guía para la calidad del agua de consumo humano de la Organización Mundial de la Salud», según TEPCO.

Las autoridades japonesas mantienen que el vertido no generará ningún riesgo y defienden que ésta es una práctica habitual en la industria nuclear de otros países. No obstante, expertos japoneses del CNIC (Centro para la Información Nuclear de la Ciudadanía) se muestran contrarios al vertido y afirman que se han hecho propuestas para continuar almacenando el agua y evitar el vertido.



Se adhiere a los criterios de transparencia de

Archivado en:
Otras noticias destacadas