Mosquitos estériles lanzados desde un dron acotan las enfermedades infecciosas - EL ÁGORA DIARIO

Mosquitos estériles lanzados desde un dron acotan las enfermedades infecciosas

Un equipo internacional de científicos con participación española ha utilizado un dron en una región rural brasileña para lanzar más de 200.000 mosquitos estériles de la especie Aedes aegypti. El objetivo es frenar la transmisión de enfermedades como la fiebre amarilla, el dengue o el zika, cuyo vector principal es la hembra de esta especie


Aunque la pandemia ha disparado la investigación relacionada con la COVID-19, la comunidad científica sigue trabajando en cómo combatir otras enfermedades infecciosas que causan cada año cientos de miles de muertes. Hablamos de la malaria, el dengue, la fiebre amarilla o la enfermedad por el virus del Zika. Estas cuatro enfermedades tienen en común que son transmitidas por hembras de mosquitos, en concreto, por especies del género Anopheles en el caso de la malaria y por el mosquito Aedes aegypti en las otras tres dolencias.

Una de las formas de evitar que los virus sean transmitidos por estos insectos es frenando la descendencia de las hembras. Para ello, los científicos utilizan diferentes métodos, como la técnica del insecto estéril que, como su nombre indica, consiste en esterilizar mosquitos macho mediante radiación y diseminarlos en un área determinada con el objetivo de interrumpir la reproducción de las hembras y frenar la expansión de su población.

Con esta misma técnica, un equipo de científicos dirigidos por el Laboratorio de Control de Plagas de Insectos de la Agencia Internacional de la Energía Atómica y de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura ha utilizado un dron para lanzar más de 200.000 mosquitos Aedes aegypti estériles en una zona rural al este de Brasil.

“El uso de drones representa una excelente alternativa que permite, entre otras cosas, reducir drásticamente los costes derivados de la liberación”, explica a El Ágora Gustavo Salvador, investigador del Instituto de Investigación e Innovación en Bioingeniería (I3B) de la Universidad Politécnica de Valencia, y uno de los autores del estudio que se publica en la revista Science Robotics.

Según señalan los científicos, este método reduce hasta 20 veces los costes en comparación con un método terrestre probado en China con mosquitos tigre (Aedes albopictus).

Menos ‘prole’ de mosquitos

Los mosquitos son insectos muy frágiles, con patas y alas muy finas, por lo que los investigadores tuvieron que diseñar un método que los mantuviera intactos antes de ser lanzados desde el dron. En una pequeña caja depositaron hasta 50.000 ejemplares, a una temperatura de entre 8 ºC y 10 ºC para evitar que se movieran. Como recoge el estudio, los mosquitos volvían a estar activos entre 40 y 60 segundos después de ser lanzados a la temperatura ambiente.

La unidad de almacenamiento de insectos del dron se llenó con 50.000 mosquitos marcados y los mantuvo a bajas temperaturas. / Bouyer et al.

Antes de probar sobre el terreno, los investigadores realizaron varios test en el laboratorio, incluyendo un túnel de viento que simulaba las condiciones al ser lanzados desde el dron. Este aparato no tripulado de unos 12 kilogramos estaba equipado con una cámara, sensores, una pequeña rampa de lanzamiento, la caja que contenía a los insectos y un tipo de aislamiento para mantener la temperatura baja.

Una vez que los resultados en laboratorio fueron positivos, en marzo de 2018 los investigadores lo probaron en vivo en la zona Carnaíba do Sertão, del estado brasileño de Bahía. Los mosquitos fueron lanzados desde alturas de 50 y 100 metros.

El dron utilizado iba equipado con una cámara, sensores, una pequeña rampa de lanzamiento, la caja que contenía a los insectos y un tipo de aislamiento para mantener la temperatura baja. / Bouyer et al.

Concluida esta parte del experimento, los científicos analizaron los resultados y, con la ayuda de trampas de huevos, pudieron comprobar que la proporción de huevos no viables en el área aumentó más de un 50% comparada con una zona vecina donde no se lanzaron insectos estériles.

“Nuestros resultados muestran que los machos estériles liberados pudieron competir con los machos salvajes en la reproducción de las hembras. Así, los estériles pudieron inducir esterilidad en la población de hembras salvajes”, señala Jérémy Bouyer, investigador del Laboratorio de Control de Plagas de Insectos y autor principal del estudio. Además, los análisis posteriores mostraron que hubo una mayor población de machos estériles en detrimento de los fértiles.

Hacia la erradicación de enfermedades

En otro artículo publicado también en Science Robotics Eric Rasmussen, investigador de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Washington (EEUU), valora positivamente el uso de esta tecnología.

“Lo que estos investigadores han conseguido es que la liberación de mosquitos macho estériles sea pequeña, barata y accesible para casi cualquier persona que tenga la responsabilidad de reducir la población de mosquitos”, resume a El Ágora.

“Con menos mosquitos es probable que haya menos casos de enfermedades que ahora matan a cientos de miles de personas al año”, señala Rasmussen

El experto resalta que esta técnica reduce la tasa de reproducción de vectores como los mosquitos Aedes y Anopheles, que transmiten enfermedades como el dengue, chikungunya, malaria y zika. “Con menos mosquitos es probable que haya menos casos de enfermedades que ahora matan a cientos de miles de personas al año. No se espera que esta investigación erradique los mosquitos de una zona, pero sí debería contribuir a su reducción significativa”, sostiene Rasmussen.

Por su parte el entomólogo Krijn Paaijmans, investigador de la Universidad Estatal de Arizona (EEUU) y de ISGlobal (Barcelona), que tampoco ha participado en la investigación destaca a El Ágora que la tecnología de los drones mejorará la implementación de una intervención que requiere liberar frecuentemente un gran número de mosquitos.

No obstante, el entomólogo se inclina por otro método. “Personalmente, creo que otras técnicas como la liberación de los mosquitos portadores de Wolbachia serán más efectivas, puesto que esta técnica es autosuficiente y requiere la liberación de un número menor de mosquitos”, alega.

La Wolbachia es una bacteria que no vive de manera natural en el mosquito Aedes Aegypti pero que, al tenerla en su organismo, hace que la hembra sea incapaz de transmitir los virus causantes del dengue o el zika. Por eso, diferentes programas están introduciendo en estas poblaciones a mosquitos portadores de la bacteria para que se reproduzcan y el microorganismo pase de generación a generación, evitando así que las hembras transmitan los virus.

Informar bien a las comunidades

Volviendo a la técnica de la esterilización y una vez demostrada la efectividad del dron sobre el terreno, los científicos se han propuesto ahora usar dispositivos más ligeros, de unos 9 kilogramos, con capacidad para lanzar unos 30.000 mosquitos. “El siguiente paso es la utilización de drones más pequeños que optimicen la capacidad de carga de insectos, con el objetivo de entrar en el marco de las legislaciones que permitan operarlos sobre núcleos urbanos”, avanza Salvador.

Mapa de Carnaìba do Sertão (Brasil) en el que los puntos negros representan trampas con capturas de Aedes aegypti estéril, los puntos blancos son trampas sin capturas y el punto rojo representa la ubicación de los lanzamientos desde el dron en medio de un campo de fútbol. / Bouyer et al.

Aunque los científicos no tuvieron problemas con la comunidad rural en la que pusieron en marcha el proyecto –al haber hablado previamente con ellos y explicar a la prensa lo que iban a hacer gracias a la colaboración de la ONG Moscamed Brasil–, los expertos hacen hincapié en que en otras zonas podría haber rechazo hacia esta tecnología si no hay una buena información.

“Pensando en la implementación en países de ingresos bajos y medios, hay muchas áreas donde la carga de enfermedades transmitidas por mosquitos es alta, pero las comunidades no tienen acceso a la electricidad o a las noticias, y no estarán familiarizadas con la robótica”, aduce Paaijmans.

—-

Referencia bibliográfica: J. Bouyer et al. “Field performance of sterile male mosquitoes released from an uncrewed aerial vehicle”, Science Robotics 5, 43, junio de 2020. DOI: 10.1126/scirobotics.aba6251.


Se adhiere a los criterios de transparencia de

Archivado en:
Otras noticias destacadas