El Ártico, condenado a no tener hielo para el verano del 2050

El Ártico, condenado a no tener hielo para el verano del 2050

Un nuevo estudio apunta a que el hielo de la región del Ártico desaparecerá casi en su totalidad para el verano del 2050, independientemente de la velocidad con la que la humanidad realice sus emisiones de dióxido de carbono


Desde 1979, la superficie de hielo ártico ha experimentado un retroceso sin precedentes que ha desembocado en escenas insólitas como la del año pasado, cuando los científicos registraron la menor extensión de hielo en la región. Con este ritmo de descongelamiento, un nuevo estudio apunta a que es muy probable que durante la estación cálida de 2050 el hielo del Ártico desaparezca por completo.

Para llegar a esa conclusión, los investigadores analizaron los resultados de 40 modelos climáticos diferentes, con los que proyectaron la evolución futura de la capa de hielo marino del Ártico en un escenario con altas emisiones futuras de CO2 y poca protección climática.

Las simulaciones que usaron para esos escenarios, por su parte, están basados en los llamados SSP (vías socioeconómicas compartidas), que también se utilizarán para el próximo informe del IPCC. Los escenarios SSP1-1.9 y SSP1-2.6 se usan para simular una reducción rápida de las emisiones futuras de CO2, mientras que el escenario SSP5-8.5 se usa para simular emisiones de CO2 futuras prácticamente sin cambios.

Como esperaron, el hielo marino del Ártico desapareció rápidamente en verano del 2050 en estas simulaciones y, como novedad, también observaron que el hielo desaparecería incluso antes de esa fecha en un escenario donde se redujeron las emisiones de dióxido de carbono de forma rápida.

“Si reducimos las emisiones globales de manera rápida y sustancial, y así mantenemos el calentamiento global por debajo de los 2° C en relación con los niveles preindustriales, el hielo marino del Ártico probablemente desaparecerá ocasionalmente en verano incluso antes de 2050. Esto realmente nos sorprendió“, exclamó Dirk Notz, coordinador de grupo de investigación sobre hielo marino de la Universidad de Hamburgo.

En este sentido, existen otros estudios que sustentan esta última información. Por ejemplo, los científicos de la Unión Geofísica Americana (AGU, por sus siglas en inglés) informaron que tal vez los veranos del Ártico estarían libre de hielo para el 2030, lo que significa que menos de un millón de kilómetros cuadrados de agua helada cubrirán esa superficie en esa fecha.

Un hielo condenado

Actualmente, el Polo Norte está cubierto por hielo marino durante todo el año, aunque con variaciones de extensión dependiendo de si nos encontramos dentro de una estación cálida o fría.

Como consecuencia de la crisis climática, la extensión media de hielo del Ártico ha ido menguando con los años, arrastrando un desequilibrio sustancial en ese ecosistema que está afectando, sobre todo, a las especies que viven de él para sobrevivir, como el zorro ártico.

Como bien destacan los científicos en el estudio, que esa situación de descongelamiento llegue antes o después depende de la velocidad con la que lancemos emisiones de gases de efecto invernadero a la atmósfera terrestre. Aun así, todo apunta que, en un futuro, el Ártico tal y como lo conocemos ahora desaparecerá de forma irremediable.



Se adhiere a los criterios de transparencia de

Archivado en:
COP 25
COP 25
Nuestras Historias del Día
Otras noticias destacadas

Añade tu comentario

Necesitas estar loggeado para comentar el post.


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies