¿Un futuro verde o negro?

¿Un futuro verde o negro?

¿Un futuro verde o negro?

La Hoja de Ruta del Green Deal o Pacto Verde Europeo consta de siete líneas de acción. En todas ellas se fijan plazos para dictar medidas legislativas que apoyen el cambio y objetivos concretos que cumplir. ¿En qué punto se encuentra España?



LA HISTORIA

Las inversiones verdes, de acuerdo con el Pacto Verde, serán fundamentales para salir de la crisis a la que nos ha abocado la Covid-19. Pero lo que parecía un punto de partida nuevo para todos empieza a mostrar que podría significar un ensanchamiento de las distancias entre países ricos y pobres (nosotros somos pobres) de la Unión.

¿QUÉ PODEMOS HACER?

La Hoja de Ruta del Green Deal o Pacto Verde Europeo consta de siete líneas de acción. En todas ellas se fijan plazos para dictar medidas legislativas que apoyen el cambio y objetivos concretos que cumplir. La decisión es que la UE sea climáticamente neutra en 2050. Para ello, la Comisión propondrá una Ley Europea del Clima para convertir ese compromiso político en una obligación jurídica y en un incentivo para la inversión.

Veamos España en relación a cada uno de los siete pilares o líneas de acción del Green Deal.

1. Energía limpia

Se trata de impulsar la eficiencia energética y desarrollar un sector eléctrico basado en gran medida en fuentes renovables. Aquí estamos en el buen camino. Nuestras empresas eléctricas (¡privadas!) han hecho los deberes y están claramente enfocadas en la transición energética. Las potencialidades de España en un mercado de la energía de la UE plenamente integrado, interconectado y digitalizado para garantizar un suministro energético seguro y asequible son buenas y competitivas.

2. Una industria sostenible

La UE requiere una nueva política industrial basada en la economía circular. Uno de los objetivos clave será estimular el desarrollo de nuevos mercados para productos climáticamente neutros y circulares. El problema de España es que no tiene una estructura industrial sólida. No hay que renovarla, hay que crearla. Y en la industria manufacturera más importante, la automovilística, ya vemos que nos estamos quedando atrás (coche eléctrico, baterías, cierre de Nissan…).

La adaptación de los servicios sería para nosotros mucho más fácil, pero todavía más necesario (turismo por ejemplo) .

3. Construir y renovar

El 40% de la energía de la UE se va en costruir y mantener edificios. Habrá un impulso claro a la mejora de la eficiencia energética de los edificios. Arquitectos, ingenieros y autoridades locales deberán colaborar para desarrollar planes a gran escala y posibilidades de financiación innovadoras, para promover inversiones en eficiencia energética en los edificios. El talento y la capacidad productiva están, solo hay que ponerlo fácil.

4. Movilidad sostenible

El transporte representa la cuarta parte de las emisiones de gases de efecto invernadero. El Pacto Verde Europeo busca reducir estas emisiones el 90 % de aquí a 2050Nuestras ciudades deben plantear un gran pacto de Estado para adaptarlas rápidamente a los nuevos vehículos, incluido el transporte público, a cambio de un acuerdo con los fabricantes de automóviles para que no desmantelen nuestra industria y la adapten al futuro eléctrico. Hay que buscar un “quid por quo”. El ayuntamiento de Barcelona sería el contraejemplo.

5. Biodiversidad

El interés es proteger y restaurar ecosistemas y mejorar su resiliencia ante el cambio climáticoLa Comisión ha presentado este mismo mes de mayo su Estrategia sobre la Biodiversidad para 2030España es el país con mayor biodiversidad de Europa. La UE debe valorar esa realidad y el esfuerzo que supone mantenerla, tanto desde el punto de vista de la gestión como de las limitaciones socioeconómicas que conlleva. Hay que verlo como una oportunidad.

6. Del campo a la mesa

El 20% de nuestras exportaciones son agrícolas. La crisis sanitaria ha puesto de manifiesto la importancia estratégica del sector. Los alimentos europeos deben seguir siendo seguros, nutritivos y de alta calidad. Deben producirse con un impacto mínimo sobre la naturaleza. Este mismo mes de mayo de 2020, la UE ha presentado la Estrategia del Campo a la Mesa. España debe abanderar tanto los objetivos de una agricultura ambiental y climáticamente asumible, así como la defensa de su carácter estratégico más allá dela idea del subsidio a la Europa pobre.

7. Eliminar la contaminación

Para proteger a los ciudadanos y los ecosistemas europeos, la Comisión adoptará un plan de acción de lucha contra la contaminación para prevenir la polución del aire, el agua y el suelo. Respecto al agua, se propone preservar la biodiversidad en lagos, ríos y humedales, reducir la contaminación por exceso de nutrientes gracias a la estrategia del Campo a la Mesa y reducir la polución especialmente perjudicial causada por los microplásticos y los productos farmacéuticos.

También ahí podríamos tomar la delantera, pues tenemos la tecnología y las empresas. Solo hay que ayudar.

NO HAY TIEMPO PARA PELEAS… LA SOCIEDAD CIVIL LES ESTÁ ESPERANDO



Se adhiere a los criterios de transparencia de

Archivado en:
Nuestras Historias del Día
Otras noticias destacadas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies